27 abr. 2012

El pensamiento analítico promueve la increencia religiosa

Will M. Gervais y Ara Norenzayan son dos investigadores de la universidad de British Columbia, en Canada, interesados en estudiar las bases cognitivas de la religiosidad y la irreligiosidad. Su último trabajo acaba de publicarse en Science y aporta nuevas evidencias experimentales sobre la relación entre el pensamiento analítico y la increencia religiosa.

La idea de que los argumentos pueden derrotar a las creencias topa habitualmente con resistencias, en especial desde modelos "intuicionistas" de la racionalidad humana que priman el papel de las emociones morales en la formación (y el mantenimiento) de las creencias. Desde esta perspectiva, los argumentos ateos y analíticos son demasiado "racionales" porque no hablan directamente al "elefante" de las emociones humanas, por emplear la metáfora favorita de Haidt (2000) [PDF].

Por otra parte, hay fuertes evidencias de que las personas más habituadas a emplear el pensamiento analítico, científicos y filósofos, son considerablemente menos creyentes que el resto de la población. La educación científica hace que la religión sea menos importante para la vida de las personas. Aunque esto no siempre es así. Filósofos analíticos y teístas como William Lane Craig y Alvin Plantinga de hecho apoyan una versión inversa de la "tesis del conflicto" (Plantinga defiende vehementemente que la ciencia empírica está en contradicción con el naturalismo). Pero las posiciones de Craig o Plantinga son claramente minoritarias entre los filósofos: sólo el 15% de los filósofos actuales se consideran teístas, según una representativa encuesta de Phil Papers.

Lo que han hecho ahora Gervais y Norenzayan es diseñar algunos experimentos para observar la asociación entre el pensamiento analítico ("Sistema 2", en los términos de Kahneman) y las intuiciones ("Sistema 1"): "Si las creencias religiosas surgen a través de un conjunto convergente de procesos intuitivos, y el procesamiento analítico puede inhibir o superar el procesamiento intuitivo, entonces el pensamiento analítico puede minar el apoyo intuitivo para las creencias religiosas".

En uno de los estudios, se les pedía a los sujetos (típicamente, estudiantes universitarios) que completasen ejercicios típicos para mostrar la discrepancia entre soluciones intuitivas y analíticas ("Una bola y un bate cuestan 1.10$ en total. El bate cuesta 1.00$ más que la bola. ¿Cuánto cuesta la bola?") y a continuación se les pedía que completaran un test para medir la religiosidad intrínseca, las creencias religiosas intuitivas y las creencias en agentes sobrenaturales. Tal como estaba previsto, la tendencia a superar analíticamente las intuiciones resultó estar significativamente asociada con la increencia religiosa: el pensamiento analítico promueve la increencia.

Gervais y Norenzayan (este ya había mostrado en un trabajo previo que los argumentos "seculares" sí pueden influir negativamente en las intuiciones religiosas) son "cautelosos" con sus propias conclusiones, antes de que puedan ser generalizadas a contextos culturales más amplios. También es cierto que los procesos cognitivos son sólo un factor causal de la irreligiosidad entre otros más importantes, principalmente económicos, sociales y culturales. La ciencia cognitiva de la religión no tiene todas las respuestas. Pero lo que es cierto es que estos resultados convergen con un conjunto de evidencias previas. Con sinceridad, encuentro poco convincente la objeción típica de que este tipo de estudios son poco trascendentes por no tomar en cuenta la parte más "sofisticada" de las religiones. Al fin y al cabo, incluso esa misma sofisticada teología se puede comprender como la antesala necesaria del ateísmo. Es posible que Aquino, Hume, Kant y Berkeley no dejaran de ser creyentes por ser más "analíticos", pero en algunos casos se acercaron al escepticismo, y en casi todos proporcionaron un buen abanico de argumentos racionales no siempre fáciles de acomodar con las creencias religiosas, tal como se entienden corrientemente.



ResearchBlogging.orgGervais, W., & Norenzayan, A. (2012). Analytic Thinking Promotes Religious Disbelief Science, 336 (6080), 493-496 DOI: 10.1126/science.1215647